lunes, 3 de enero de 2011

Mantra...

Me puedes destruir por fuera, pero por dentro mi alma está en llamas. Ardiendo. Invencible.